¡Viva la vida!

¡Viva la vida!

Es el nombre que Frida Kahlo le dio al último cuadro que pintó en su vida, y que está expuesto en la casa donde nació, creció y vivió sus últimos días. Nunca fui muy fanática de Frida, un personaje que no me terminaba de cerrar del todo. Revolucionaria, feminista, comunista, osada. Esos eran mis preconceptos. Una artista dueña de un rostro bastante particular, que ella misma se encargó de inmortalizar en sus autorretratos, y que a nadie le es ajeno. Hace un par de semanas fui a visitar la famosa Casa Azul, en el pintoresco barrio de Coyoacán en la capital mexicana, y esto cambio mi perspectiva sobre esta mítica mujer, que se supo ganar un lugar en la historia.  Seguir leyendo “¡Viva la vida!”