Así es queridos lectores, ayer llegó el último ciclista. Se llama Juan Castaño, y este año tuvo el honor de ser el último en cruzar la línea de meta, e inaugurar el año en nuestro querido paisito. Debe ser la única carrera en el mundo en la que los medios entrevistan al último en llegar, pero no es para menos, porque con su llegada terminó la Semana Santa, de Turismo, Criolla, o como la quieran llamar. Y ahora sí, empezó el año, ya no hay excusas.

Como uruguayos está plasmado en nuestro ADN que hasta después de Semana Santa, el año no empieza realmente. Tenemos una facilidad increíble para estirar nuestro ciclo de vacaciones, las empezamos en enero y las terminamos a fines de marzo o principios de abril. Somos unos genios. Los primeros días del año, todo está muerto, ¿qué vas a encarar? Hasta el 15 de enero la capital parece una ciudad fantasma, todo el que pudo agarró la Interbalnearia y recaló en algún lugar de la costa. Y cuando finalmente llegan los que se tomaron la segunda quincena, y se empieza a re-organizar la cosa, viene Carnaval. Otro feriado sagrado nacional, y de vuelta todos nos vamos, para aprovechar esos últimos días de playa. Pero la vuelta de Carnaval no es tan dramática. ¿Por qué? Porque sabemos que todavía queda uno más, nos falta Semana Santa. Y ahí, NO QUEDA NADIE. Los destinos son más variados, no solamente se llena la costa, sino que se colman los paseos a las sierras, las termas y los campings. El cerro Pan de Azúcar debe recibir más personas en esos cuatro días que en el resto del año, y en Florianópolis debe haber más uruguayos que Brasileros. El éxodo artiguista debería conmemorarse en esta fecha, porque realmente nunca más en el año le hacemos tanto honor a la huida del prócer.

Y a la vuelta, ahora sí, el bajón es total. Domingo de pascuas, con la ruta hasta las manos, sin importar de donde vengas, ni a la hora que vengas, vas encarando que ahora sí empiezo el año. Seguro agarraste un par de trancazos en la carretera, y cuando estás entrando a Montevideo, inevitablemente te volvés a estancar. Ahí, rodeado de millones de autos que se pelean por hacer alarde de la viveza criolla y pasarte, vas manejando tranquilo a paso de hombre, y mientras te empezás a arrepentir de la cantidad de huevos de pascua que comiste, vas reflexionando sobre todo lo que tenés que encarar, que dejaste para “después de Turismo”como si faltara una eternidad.

Porque a partir del lunes las cosas cambian. Las clases ya empiezan en serio, los nenes ya tienen deberes, los liceales que estudiar, y los padres que estar atrás para que estudien. Te ves obligado a enfrentar algo que venís postergando desde enero: el gimnasio. Y si, ¿para qué ibas a arrancar en el primer mes del año, si todavía faltaban Carnaval y Semana Santa? Y lo siguiente que se te ocurre es todavía peor, sí, hay que sacar la ropa de invierno y guardar la de verano. ¡Qué bajón! Pero no tenés otra, porque empezando abril ya estás necesitando un saquito más abrigado, y al nene no lo podés mandar más de short al colegio.

Ya empieza la planificación en las casas, ya no salís del paso con dos pavadas en el super, empieza el surtido semanal y se te llena el freezer. Los temas de conversación también varían, porque de un momento para el otro, ya nadie más se va para afuera el fin de semana. Así que ya no hablamos más del clima del sábado, o del tráfico del domingo, sobre a qué hora saliste y a qué hora llegaste, o el tarado que se metió por error en el telepeaje y trancó todo durante diez minutos. Después de hoy, todo eso quedará para la temporada que viene.

Enfrentémoslo uruguayos, con la llegada de nuestro querido Juan Castaño, el último ciclista del 2016, se nos acabaron los últimos vestigios de vacaciones. Y este lunes gris no podía ser peor para darnos la bienvenida al año lectivo. Pero no dejemos que esto nos opaque una gran alegría, ¡volvió Suarez! Y el partidazo de Uruguay hizo que nos olvidáramos de la lluvia y el mal tiempo, y que estemos con grandes expectativas para mañana. ¡Qué grande Luis! Hasta nos alegra la vuelta de Semana Santa.

Un comentario en “Llegó el último ciclista.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s